Una posible victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales de Estados Unidos de noviembre podría desencadenar un importante y positivo impacto en el mundo de las criptomonedas.

Según los expertos de Standard Chartered, esta posibilidad podría hacer que la criptomoneda reina, bitcoin, alcance la escalofriante cifra de los 150.000 dólares a finales de año, por supuesto, en el supuesto caso de una victoria de Trump.

Nota relacionada La red social de Donald Trump cotizará en Wall Street

Trump: Un catalizador de bitcoin

«A medida que nos acercamos a las elecciones en Estados Unidos, espero que se alcancen los 100.000 dólares y luego los 150.000 dólares para fin de año en el caso de una victoria de Trump»,  apunta el jefe de investigación de divisas y activos digitales de Standard Chartered, Geoffrey Kendrick, en un reciente informe.

El experto añade además una predicción audaz: Bitcoin no se limitaría a los 150.000 dólares. El sr. Kendrick considera que podría llegar a los 200.000 dólares a finales de 2025.

Nota relacionada Fiscalía de Nueva York reclama $370 millones a Trump tras juicio por fraude

¿Tiene lógica semejante precio?

Trump se ha mostrado más favorable a las criptomonedas que su contraparte, Biden.

Y es que la administración Biden ha mostrado su pragmatismo por el mercado de las criptomonedas al vetar el proyecto de ley de derogación del Boletín de Contabilidad del Personal (SAB, por sus siglas en inglés) número 121 de la Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por sus siglas en inglés).

El SAB 121, o Statement of Auditing Bulletin 121, es una guía emitida por la Junta de Normas de Auditoría del Instituto Americano de Contadores Públicos Certificados (AICPA) que proporciona directrices sobre la evaluación de la suficiencia y la competencia de la evidencia de auditoría. 

Nota relacionada Facebook sigue la estela de Twitter y podría levantar pronto el veto a Donald Trump

En relación con las criptomonedas, el SAB 121 puede ser relevante en el contexto de las auditorías de empresas que tienen inversiones en criptomonedas o que realizan transacciones con ellas.

Los auditores deben evaluar la forma en que las empresas manejan sus criptomonedas, incluyendo la valoración adecuada, la custodia segura y la adecuada revelación en los estados financieros.

Conviene señalar que los miembros de la Cámara de Representantes votaron en un principio a favor de la derogación del proyecto de ley por un amplio margen de 228 votos afirmativos frente a 182 negativos y lo remitieron al Senado.

Fuente: Banca y Negocios.