Los precios del petróleo podrían mantenerse en niveles más altos en los próximos años, ya que la demanda se recupera mientras la oferta sigue siendo escasa, según el jefe de investigación energética de Goldman Sachs.

Damien Courvalin, que también es estratega senior de materias primas, dijo que los fundamentos del mercado garantizan precios más altos y que la previsión del banco para el crudo Brent es de 85 dólares por barril para los próximos años.

«No se trata de un shock invernal transitorio como podría ser el del gas. En realidad, es el comienzo de una revalorización importante del petróleo», declaró el jueves en el programa «Street Signs Asia» de la CNBC.

El caso base de Goldman Sachs es que el Brent alcance los 90 dólares por barril a finales de año.

Los futuros del crudo estadounidense subían un 1,26%, hasta los 81,45 dólares por barril, mientras que los futuros del crudo Brent, de referencia internacional, ganaban un 1,24% y cotizaban a 84,21 dólares por barril el jueves por la tarde en Asia.

El mercado del petróleo se encuentra en «el déficit más largo que hemos visto en décadas», y la demanda seguirá superando a la oferta en invierno, dijo Courvalin. La falta de inversión en el suministro de petróleo mientras crece la demanda apunta a «precios altos sostenidos» al menos en el año que viene, añadió.

Señal de alarma
Lo que está ocurriendo en el mercado del carbón -donde los precios están en máximos históricos porque la oferta se redujo más rápido que la demanda- es una «señal de alarma» para el petróleo, dijo Courvalin.

La actividad de perforación petrolífera no se ha recuperado mucho por el lado de la oferta, mientras que la demanda está creciendo, dijo, y describió el mercado como un «déficit arraigado».

«Nos enfrentamos a posibles déficits de varios años y al riesgo de que los precios suban considerablemente», dijo.

Hay que darse cuenta de que la transición a una energía más limpia llevará mucho tiempo, y que los llamamientos a dejar de invertir en el suministro de hidrocarburos sólo crearán «precios de la energía mucho más altos en los próximos años», dijo.
..
A pesar de que los futuros del petróleo han subido más de un 60% este año y han alcanzado máximos de varios años, Courvalin dijo que los productores de petróleo no han aumentado la oferta.

«La demanda está repuntando más y tenemos que empezar a ver realmente esa inversión», dijo.

Los productores de esquisto, sin embargo, están centrados en devolver el dinero a los accionistas.

«Esa es la clave de la sostenibilidad de los precios más altos», dijo, y añadió que ve la demanda de petróleo alcanzando nuevos máximos históricos en 2022 y 2023.

«Los fundamentos en realidad apoyan mucho la visión de precios más altos que hemos visto, más o menos desde 2014», dijo.

  • Patti Domm y Pippa Stevens de CNBC contribuyeron a este informe.