Mientras, desde la invasión de Ucrania por Rusia a finales del pasado mes de febrero los precios de ambos combustibles se han disparado más de un 30%.

Nota relacionada En España, la gasolina y el gasóleo rompen nuevos récords históricos y ya superan los 2 euros

Estos precios se registran en un entorno de alzas constantes del crudo en el actual contexto, marcado por la guerra en Ucrania. Así, el barril de Brent, de referencia en Europa, cotizaba este jueves por encima de los 119 dólares, mientras que el Texas americano se intercambiaba a algo más de 115 dólares.

Nota relacionada Panamá: tendencia alcista del combustible será por cinco meses

El precio de los carburantes depende de múltiples factores, como su cotización específica (independiente de la del petróleo), la evolución del crudo, los impuestos, el coste de la materia prima y de la logística y los márgenes brutos.

Nota relacionada Nueva Zelanda rebajó el impuesto al combustible tras el alza por la invasión rusa en Ucrania

De este modo, la evolución en la cotización del crudo no se traslada directamente a los precios de la gasolina, sino que lo hace con un decalaje temporal.