El precio promedio del galón de gasolina superior y regular en Nicaragua se mantendrá sobre los 5 dólares por trigésima primera semana consecutiva, a partir de este domingo, detalló el Instituto Nicaragüense de Energía (INE) y el Ministerio de Energía y Minas.

En este sentido, el costo de la gasolina superior usada en automóviles ligeros, se mantendrá en 5,13 dólares, y el de la gasolina regular, aplicado en automóviles de vieja data y todoterreno, continuará en 5 dólares; mientras el diésel, utilizado en el transporte de carga y colectivo, se sostendrá en 4,52 dólares por galón (3,78 litros).

Nota relacionada Nicaragua registró una inflación de 1,15% en marzo de 2022

Para la semana del 6 al 12 de noviembre «se mantendrán los precios de los combustibles gasolinas y diésel sin variación», señalaron las entidades, que mantienen congelados en moneda nacional los precios desde el 9 de abril pasado.

Según los precios internacionales de los combustibles, para la siguiente semana el precio del diésel debería incrementarse en 0,52 dólares por galón, es decir de 4,52 dólares a 5,04 dólares por galón, indicaron el INE y el Ministerio de Energía y Minas en el informe semanal.

Las autoridades no especificaron de cuánto sería el aumento en la gasolina superior y regular.

Conforme con el Ejecutivo, al asumir el 100 % de las alzas en los precios de los combustibles y del gas licuado de cocina, el Estado de Nicaragua desembolsa entre 4 y 6 millones de dólares semanales.

Nota relacionada FMI otorgará USD 353 millones a Nicaragua para hacer frente al Covid-19

Nicaragua cuenta con un fondo de 200 millones de dólares como parte de una línea de crédito de hasta 800 millones de dólares, dispuesta por el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) para financiar un programa regional de apoyo ante el alza global de precios de los combustibles.

Las autoridades nicaragüenses, por su parte, ordenaron estabilidad en el precio del gas licuado de petróleo, utilizado en Nicaragua para la preparación de alimentos, cuyo costo se mantiene inamovible desde inicios de abril pasado y que varía en dependencia del tamaño del tanque y de la ciudad donde se comercialice.