Este lunes el dólar llegó a un máximo de un mes, impulsado por la incertidumbre en los mercados ante las elecciones presidenciales en Estados Unidos, que se celebran mañana 3 de noviembre de 2020.

Aunque el demócrata Joe Biden, lidera las encuestas a nivel nacional, los inversores se muestran renuentes a dar por ganador algún candidato en base a estas consultas, ya que la mayoría falló en predecir la victoria de Trump en 2016.

El presidente Donald Trump podría lograr los 270 votos del Colegio Electoral necesarios para quedarse con la Casa Blanca.

En tanto, la moneda estadounidense se ha fortalecido en la última semana a medida que se apaga la búsqueda por riesgo, ya que los resultados de los comicios de mañana suponen cambios volátiles en los mercados.

El índice dólar subía un 0,05% a 94,15 unidades tras tocar más temprano a 94,29, el mayor nivel desde el 29 de septiembre. El euro bajaba un 0,13% a 1,1632 dólares y la moneda estadounidense subía un 0,11% ante el yen a 104,81 yenes.

Los indicadores de volatilidad implícita de una semana para el euro y el yen estaban por encima del 11%, su nivel más alto desde principios de abril.

Por otra parte, el aumento de las infecciones por coronavirus también incrementaba la desconfianza de los inversores, provocando una caída en el valor de la libra esterlina, luego de que el primer ministro Boris Johnson anunciara el fin de semana un confinamiento de un mes en Inglaterra.

Los rebrotes del virus se han duplicado en cinco semanas en Europa, según en recuentro de Reuters, con un total de infecciones que sobrepasa los 10 millones.

Otro de los factores que impactará sobre los precios del dólar, será la reunión de política monetaria que llevará a cabo la Reserva Federal el miércoles, mientras que también estará en el foco de atención del mercado el informe de empleo mensual que se divulgará el viernes.

Con información de Reuters