El economista y socio de la firma Ecoanalítica, Alejandro Grisanti, estimó unos 36 años para que Venezuela se recupere económicamente de los 9 años que ha tenido el presidente Nicolás Maduro en el poder.

A juicio del experto, “la destrucción” de la actual gestión ha sido “más rápida y sin precedente”, porque hubo “un arrase de muchas empresas y también de la capacidad productiva de Petróleos de Venezuela”.

TE PUEDE INTERESAR: Los gastos con Tarjetas Visa de criptomonedas superaron los USD 1 mil millones en primer trimestre 2021

“Cuando vemos la caída muy profunda que tuvo Venezuela, y nosotros a esa caída le asignamos las tasas de crecimiento impresionante que cumple Venezuela en 1920 hasta finales de la década de los 70, nosotros lo que proyectamos es que para llegar a los niveles estándar de vida a los niveles de producción por habitante que tuvimos en el 2012, vamos a requerir de 36 años. Es decir, en 2050 o 2060 alcanzamos el nivel óptimo”, señaló, entrevistado por un medio local. 

Grisanti destaca que todo el sector productivo, entre esos metalmecánica, manufactura, transporte, registran grandes pérdidas durante la pandemia y que si no se crea un consenso, será imposible la estabilización.

Sobre la hiperinflación, Grisant sostiene que este año cerrará en 3.000% y que los precios de los productos se multiplicarán por 30, con una caída de 1 o 2% del PIB.

“En la medida que el Estado ha perdido su capacidad de recaudación, ha destruido por una lado la producción petrolera y la hiperinflación se viene comiendo las posibilidades de recaudación interna del Seniat, el Gobierno va a seguir emitiendo bolívares para poder reducir esos gastos. La única manera que tiene Maduro de poderle pagar a los doctores, a los maestros, a los policías es emitiendo bolívares y es por eso que no somos positivos en que se vaya a detener la hiperinflación”, alertó.

TE PUEDE INTERESAR: Precios mundiales de los alimentos bajaron en junio por primera vez en un año

LEA MÁS: Japón registró en mayo un superávit corriente positivo por octogésimo tercer mes consecutivo